Amigos protectores de Letras-Uruguay

 

Si quiere apoyar a Letras- Uruguay, done por PayPal, gracias!!

 
 

"Los Cisnes", de Mujica Lainez
Crítica literaria de Alejandro Michelena
alemichelena@gmail.com

 
"Los Cisnes" - Manuel Mujica Lainez - Editorial Sudamericana - Buenos Aires. 1977.
 
 

Mujica Lainez es, fundamentalmente, el autor de un libro de aliento —denso en profundidad; rico en inventiva— llamado Bomarzo. Tiene, además, logros menores, como pueden ser Misteriosa Buenos Aires o las Crónicas Reales, donde alcanza, en forma parcial, lo mejor de su universo narrativo. Después, ha publicado demasiado, dejando una obra desnivelada a la que un mayor rigor autocrítico hubiera resultado saludable.

Los Cisnes evidencia, como siempre, una impecable escritura, un lenguaje riquísimo (lo que ya es su característica). No es una novela pasible de ser considerada gratuita ó no creíble literariamente —como lo ha apuntado cierta crítica—; es más: está bien desarrollada, y sus personajes corresponden con el inquietante mundo que se va conformando en torno a ese Palacio de los Cisnes. Es evidente que no podemos pedirle a Mujica creaturas de una gravedad que él nunca dio —por algo caracterológico y personal, quizá— y tampoco que su erudición (aérea y amable, aún en los más hondos momentos de Bomarzo) tenga el rigor británico de la de Borges.

Por todo esto nos conforma el microcosmos algo alucinante de esa casona donde hay un poeta gris y viejo, una prostituta pintora ingenua, un frustrado director teatral, un escultor suicida, una profesora de baile español, y otros seudo-artistas de variado pelo. En torno a la casa— y a los cisnes del nombre, que se multiplican en bajorrelieves, artesonados, pinturas, en las habitaciones y corredores— se va tejiendo una telaraña sutil y enfermiza, que los atrapa a todos. Los cisnes son la obsesión del poeta de la azotea, pero en cierto modo también preocupan al escultor del sótano, y hasta al frívolo director escénico. El autor logra darle a esas aves tan frecuentadas por la literatura, el carácter de símbolos, de claves de la verdadera realidad del laberinto que se esconde en la casa de la calle Paraguay.

La falla del libro está en la mala culminación, no acorde con la aparatosa armazón del principio. Y entonces, la novela se desinfla, y queda la sensación de que todo fue nada más que piroctenia verbal y erudición vacía. Lo más rescatable es el planteo de los primeros capítulos, que muestra esa capacidad de Mujica Lainez para extraerle el misterio a los lugares, así como —por soterrado reflejo— su visión de un subterráneo Buenos Aires. También, es muy adecuada su ironía, fina pero cortante.

 

Alejandro Michelena
alemichelena@gmail.com

 

Crítica literaria publicada, originalmente, en "Mundo Color" (Montevideo), el miércoles 9 de noviembre de 1977.

 

Texto cedido por el autor en formato papel de diario. Escaneado e incorporado a Letras Uruguay, por su editor, el día 15 de marzo de 2013.
 

Ir a índice de Ensayo

Ir a índice de Michelena, Alejandro

Ir a página inicio

Ir a índice de autores